San Francisco de Laval.jpg

Dios nuestro Padre

Bendito tú seas por Francisco de Laval

Primer pastor de la Iglesia en América del Norte

Que nos guía hacia tu Reino.


Testigo de la Buena Nueva de tu hijo

Recorriendo los grandes espacios de este continente,

Que nos ayuda a caminar juntos

Siguiendo a Cristo, nuestro Señor.


Hombre de oración y atención a tu misterio,

Que nos enseña a recibir tu palabra

Con fidelidad a tu Espíritu.


Apóstol de la unidad y la paz,

Que nos inspira gestos de perdón mutuo,

En el respeto a las personas.


Atento a la felicidad de cada familia,

Que nos haga descubrir en tu alianza

La fuente y la cumbre de nuestros amores.


Dios nuestro Padre

Bendito tú seas por Francisco de Laval

Gloria a ti.


Por los siglos de los siglos. Amén.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.